PRESENTACIÓN PRODUCTOS CONTACTO

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

 

NUESTRA BODEGA

La Bodega Casa de Pueblas es propiedad de una Sociedad familiar. Elabora y lanza vinos de alta calidad, muy cuidados, de cosecha propia.
 
     Estamos situados en una finca próxima a la localidad manchega de Tomelloso, en pleno corazón de la comarca de La Mancha. Dicha finca incluye una bodega legítima, que sus propietarios cuidan y mejoran con el tiempo. Su diseño y estructura está en armonía con el entorno y protege el medio ambiente.
 
     Nuestro objetivo es elaborar vinos de calidad. Para ello aprendemos de la tradición para el cuidado de nuestras uvas y nuestros vinos y nos servimos de las nuevas tecnologías para apoyar este cuidado. Investigamos constantemente en la mejora del sabor y los beneficios del consumo de nuestros vinos.
 
     Los resultados son Vinos de Autor, gracias al cuidado que el bodeguero hace de su propia uva, esmerándose en el cultivo de sus viñas y de sus frutos. En el proceso de elaboración es el propio bodeguero el que selecciona la uva para conseguir los resultados de calidad que nuestros vinos hacen disfrutar.

Cómo llegar a la bodega:
 
     La bodega está en la finca de la familia Cepeda situada en el Paraje “Huerta de Pueblas”, polígonos nº 98 y 99, parcela número 29, del Término Municipal de Tomelloso (Ciudad Real). La finca tiene acceso desde el camino vecinal del Cocerillo.

 

NUESTROS VIÑEDOS


Nuestra plantación de viñedo tiene más de 20 años de antigüedad. Comenzó distribuida en dos variedades de uva: Tempranillo y Cabernet-Sauvignon. Para vinos blancos ya están plantadas uvas de los tipos Macabeo y Sauvignon-Blanc.
 
     Las plantaciones de viñedo de La Bodega Casa de Pueblas están repartidas en tres fincas de tres enclaves diferentes  dentro de la Comunidad de Castilla La Mancha: la Finca de Santa Maria, la Finca de La Hoya y la Finca Casa de Pueblas.

La Finca de Santa María
 
     La Finca de Santa María posee una belleza natural llena de encanto. Nos la encontramos a 5 kilómetros de distancia de Tomelloso, dentro del término municipal de Argamasilla de Alba. Está próxima al Pantano de Peñarroya: puerta de entrada a las Lagunas de Ruidera desde Tomelloso y Argamasilla de Alba. El cauce del Río Alto Guadiana pasa bordeando la finca. Es un paraje lleno de vida desde tiempos remotos: en unas obras de modernización de regadío se descubrieron unos restos antiguos que dieron comienzo a un estudio histórico artístico y arqueológico por parte de las autoridades, del cual existe un informe exhaustivo archivado por la Administración. Este tipo de investigaciones nos dicen que los primeros indicios humanos en esta zona se sitúan en el Paleolítico Achelense Superior. Las localizaciones humanas más antiguas están en la localidad cercana de Ruidera, con sus lagunas homónimas, de una original belleza, por su origen tectónico, que no existe en ningún otro lugar de nuestro planeta. Son 15 lagunas en un Parque Natural digno de ser visitado y cuidado.
 
     Geológicamente, esta finca se halla sobre depósitos del fondo del Valle dejados por el Alto Guadiana, formados por cantos poligénicos, arena, limos y arcillas. Más de 18 hectáreas repartidas, aproximadamente, en plantaciones de uvas Cabernet-Sauvignon (6 hectáreas), Verdejo (3 hectáreas), Sauvignon-Blanc (5 hectáreas) y Syrah (4 hectáreas).
  
La Finca “Hoya de Navalencia”
 
     La Finca “Hoya de Navalencia” está en la comarca de Tomelloso, cerca de Ruidera, bordeada por la Carretera de Tomelloso a Osa de Montiel. Tiene una superficie de 18,11 hectáreas. Es una finca dividida en muchas parcelas y está dedicada fundamentalmente a la plantación de uva Airén: la variedad más frecuente para vinos blancos de la Comunidad de Castilla La Mancha. Una parte de esta finca se dedica a la investigación de nuevas plantaciones de uva. Buscando la innovación y la perfección del vino, experimentamos en nuevas variedades de cultivo de uva como: Verdejo, Syrah, Moscatel...

La Finca y la Bodega “Casa de Pueblas”
 
     Las instalaciones de la Bodega Casa de Pueblas están en el Pago Huerta de Pueblas, cuya superficie supera las 15 hectáreas, en las cuales se plantan:

8,8 hectáreas de uva Macabeo.
6,7 hectáreas de uva Cabernet-Sauvignon.
7,5 hectáreas de uva Tempranillo.
 
El Pago Huerta de Pueblas está a sólo 1 kilómetro de Tomelloso.

     Muy cerca de esta finca encontramos el Instituto de la Vid y del Vino de Castilla La Mancha (IVICAM), con el cual la Bodega mantiene una estrecha relación.
 
     Aquí son plantadas las dos variedades de uva que utilizamos para nuestros tintos: Cabernet Sauvignon y Tempranillo. Para el vino blanco se planta uva Macabeo.
 
     La uva del tipo Cabernet-Sauvignon tiene su origen en Burdeos (Francia). Es reconocida internacionalmente como la mejor para elaborar tintos por sus grandes taninos y su acidez. Nos ofrece vinos jóvenes con una predisposición óptima excepcional para envejecer. Por sí misma o unida a otras variedades tintas nos da vinos de un sabor espléndido. Es una uva muy adaptable a la climatología manchega, con un color muy vivo.
 
     Tempranillo es la uva preferida en Castilla La Mancha, con discreta producción pero gran calidad. A nivel internacional, su prestigio está creciendo con fuerza. Nos proporciona vinos de gran calidad, aromáticos y con una acidez equilibrada, de sabor afrutado. Su crianza es extraordinaria. Se combina también en Coupage. Madura temprano. Su pulpa es blanda y su zumo es incoloro.
 
     La variedad Sauvignon-Blanc proviene del Valle de Loira, en Francia. Destaca por ser muy aromática. Sabe adaptarse a los climas frios y secos. Su plantación está aumentando en La Mancha para los vinos blancos. Nos proporciona un vino seco, con elevada acidez, de aroma herbáceo, de crianza y joven. De brotación temprana. Muy resistente al frío del invierno continental manchego.
 
     La variedad de uva blanca Macabeo es de origen español. Sus racimos son grandes y de mucha rama. Es muy resistente a las heladas del invierno y coge su mejor sabor cuando se cosecha en laderas soleadas como La Mancha. Brota tarde. Nos da un vino que destaca por su resistencia a la oxidación y un mosto fresco, con sabores ácidos y afrutados.
 
            La uva Verdejo es una de las mejores variedades de uva blanca de España. Tiene brote temprano y maduración media. Sus racimos son pequeños. Tiene la piel gruesa y un color verde intenso. El vino que nos ofrece es afrutado, aromático y con un punto anisado, de sabor suave, fresco, ácido, con cuerpo y persistente.
 
     Syrah es una uva procedente de la región francesa del Ródano, pero su orígen más primitivo nos viene de la antigua Persia. La elegimos para plantarla en nuestra finca por su perfecta adaptabilidad a climas cálidos. El Marqués de Griñón fue quien la introdujo en España, consiguiendo el mejor vino de su categoría. Nos ofrece vinos tintos vigorosos, con cuerpo, de color fuerte y con aroma a violeta y casis.
 
     La uva blanca Moscatel es una uva muy indicada para climas calurosos como el nuestro. Es originaria de Turquía. Destaca por ser una uva muy aromática y dulce, dándonos unos vinos con mucho cuerpo, alto grado en alcohol y con gran frescura y variedad aromática: rosas, naranja, miel, azahar. Nos da vinos dulces y mistelas.

 

NUESTROS VINOS: Cielo y Oro

     Disponemos de la experiencia de enólogos de reconocido prestigio a nivel nacional e internacional. Llevamos más de 20 años experimentando con la elaboración y la crianza de vinos. Así hemos conseguido un vino con personalidad y creatividad, naciendo una estrecha relación entre viña y bodega. Un vino de autor, que se elabora en nuestra propia bodega situada en un paraje manchego y vinícola de Tomelloso. Nuestros vinos tienen Identificación Geográfica: Vinos de la Tierra de Castilla.
 
     Nuestras uvas proceden de finca y bodega propias, escogidas entre viñedos viejos y seleccionados para la elaboración esmerada de un vino limpio, gracias a las nuevas tecnologías en fermentación.
 
     Nuestros vinos gozan de alta calidad y de las condiciones higiénico-sanitarias y tecnológicas más idóneas. Los procesos y controles de calidad son óptimos.
 
     Elaboramos cuatro tipos de vino:
 
o       Cabernet-Sauvignon (reposado en barricas).
o       Tempranillo (reposado en barricas).
o       Coupage (con Cabernet-Sauvignon y Tempranillo).
o       Tempranillo joven.
 
   De la cepa a la cuba...
 
     El secreto de nuestros vinos se apoya en dos hechos: poder elegir la época más propicia para la vendimia y tener la bodega en la misma plantación donde se recoge la uva para nuestro vino, llevando así la uva directamente de la cepa a la cuba. Tratamos con sumo cuidado y vigilamos el crecimiento de nuestras plantas, mimándolas y, una vez determinado el momento más adecuado para la recolección, se vendimia con la mayor rapidez, manteniendo así las cualidades óptimas de la uva.
 
     Nuestro proceso de elaboración combina la sencillez de la tradición con la utilización de las tecnologías más avanzadas. Esa tecnología nos sirve para poder controlar la temperatura de la fermentación de la vendimia, consiguiendo el máximo potencial aromático y polifenólico de nuestras uvas. Esta buena combinación entre tradición y tecnología remonta a la utilización de barricas nuevas de robles francés y americano.

  Sobre el proceso de elaboración:
 
     El estilo de vino busca una gran frutosidad y concentración, no exento de finura.
 
     Las uvas son de cosecha propia. Desarrollamos técnicas referentes a la planta y su empalizado para aumentar la calidad (grado, color, aromas) y el equilibrio ecológico y biológico de la planta.
 
     Procuramos el manejo adecuado del sistema de riego, evitando un estresado excesivo de vides y racimos.
 
     La calidad es prioritaria, por eso se determina la vendimia, que depende de:
 
·        La meteorología y las catas de los días previos a la recolección.
·        El estado de los racimos.
·        El viñedo.
·        El estilo de vino que pretendemos obtener.
   
     Es imprescindible una frecuente cata de fruta para determinar el momento de máximo sabor y planificar la recogida del fruto. Los criterios que seguimos son:
 
     Frecuentes muestreos semanales de analítica química de bayas, como: análisis de azúcar, acidez, pH, color, etc.
Continuas catas de bayas en el campo.
     Seguimiento de la evolución diaria evolución de las condiciones climáticas.
 
     En la bodega, las uvas recolectadas, con un mínimo de ruptura, son desgranadas sin arrancar los pedicelos, sin golpear y sin aplastar los pedúnculos, respetando los tejidos del grano, separando, en la elaboración, todos esos elementos astringentes ásperos, evitando la maceración de los componentes herbáceos del racimo.
 
     Los depósitos para la fermentación y maceración son de acero inoxidable, con un diseño especial con el fin de poder llevar a cabo la fermentación y maceración adecuada al tipo de vino que estamos elaborando. Son de fácil limpieza, herméticos, evitando el contacto con el aire, la evaporación, la acetificación. El vino obtenido en prensa da la misma acidez volátil que el vino de yema.
 
     Se realiza un control de calidad desde la recepción de la uva hasta la salida de la botella.
 
     El vino tinto es un vino de maceración, constituido por las sustancias del zumo de la uva, pero también por las que se encuentran en la parte sólida. La maceración aporta al vino tinto sus cuatro características específicas: color, taninos, componentes de extracto y aroma. El remontado de homogeneización de los depósitos acentúa la disolución de antocianas rojas y polifenoles y la difusión en la masa por los movimientos internos.
 
     El descube de los depósitos de fermentación, así como los remontados, se realiza con aireación que favorece la posterior evolución del vino.
 
     Una vez descubado el vino tinto de los depósitos donde se produjo la fermentación tumultuosa, el azucar ya se ha transformado en alcohol. Se produce otra fermentación de acabado: fermentación maloláctica.
 
     Es muy importante la influencia de la temperatura. Por eso tenemos la tecnología adecuada para mantener las mejores condiciones de temperatura en los días fríos de otoño. La fermentación es lenta. El control de esta fermentación es muy intenso para mantener el vino en las mejores condiciones.
 
     Se realiza el descube. Se extraen los orujos fermentados. Mediante prensados, se extrae el vino intersticial.

NUESTRO ENTORNO

     Tomelloso está en el centro de la Ruta del  Quijote, en el tramo 7. Junto con pueblos vinícolas próximos también forma parte de la Ruta del Vino.
 
     Los habitantes de Tomelloso hablan de su localidad como una posada de la vid. Entre inmensas y luminosas plantaciones de uva encontramos una ciudad moderna y activa, con grandes proyectos de crecimiento que están empezando a funcionar. Este aspecto moderno y tecnológico convive con el pasado cultural y artístico y sus arraigadas tradiciones, profundamente unidas a la cultura del vino.
 
     Tomelloso nace como población en el siglo XVI, gracias a las Cañadas de la Mesta. Desde entonces inicia un crecimiento basado en el cultivo de la vid y el comercio del vino, principal base de su economía y su cultura. Prueba de esta profunda tradición vinícola son sus cuevas donde se criaba el vino. Paseando por sus calles puedes asomarte a ellas a través de las lumbreras: rejillas de respiración que comunican el subsuelo de las cuevas con el suelo de las calles de Tomelloso.
 
     Esta ciudad nos ha dado grandes artistas pintores, como Antonio López García, su maestro Antonio López Torres, Francisco Carretero… Las novelas del tomellosero Francisco García Pavón, el “Agatha Christie” manchego, han sido inspiradas en nuestros ambientes, reflejando la gracia y el buen humor de nuestras gentes.
 
     Entre tragos de buen vino, en Tomelloso encontramos también eventos culturales, fiestas, romerías, deportes, museos, carnavales, gastronomía, artesanía, monumentos llenos de historias que contar. Estamos rodeados de cuentos cervantinos y calles con esquinas fantásticas.
 
     Buena mesa y buen vino. Sencillez y elegancia en los sabores de nuestra mesa. Cielo y oro en los paseos al atardecer.